hacker-gd809f9475_640

Evita quedarte sin nada con un seguro contra los ciberataques

Aunque hay quienes creen que los ciberataques sólo están dirigidos contra grandes empresas, lo cierto es que en los últimos años se han disparado el número de ataques informáticos contra Pymes e incluso microempresas. Según el informe ‘The Changing Face of Cyber Claims 2021’, el 32% de los ciberataques registrados en Europa en 2020 fueron de ransomware. Los sectores más afectados son los siguientes: servicios profesionales, tecnología, instituciones financieras, comunicación e industrial.

Jean Bayon de La Tour, Jefe de Cyber para Europa Continental de Marsh, explica que los ciberataques de ransomware se están volviendo cada vez más “dañinos”. Los hackers buscan cualquier debilidad en los sistemas de seguridad de las empresas para atacar.

¿Cuáles son las consecuencias de un ciberataque?

La consecuencia más evidente de un ciberataque son los daños propios. Los efectos repercuten al conjunto de la infraestructura empresarial, pudiendo incluso bloquear los sistemas y paralizar el proceso productivo. Además de los daños propios, los daños a terceros y sus efectos legales también son frecuentes.

Uno de los activos más valiosos para los hackers son los datos personales que manejan las organizaciones, de forma que la responsabilidad contractual que asumen con sus clientes y proveedores también se ve afectada.

Por supuesto, la estrategia de marketing y de marca también sufren. Un ciberataque, por mínimo que sea, supone una gran pérdida de reputación para cualquier compañía.

Seguro contra ciberataques

Cualquier empresa, independientemente de su sector de actividad y tamaño, puede sufrir un ataque informático, de forma que es muy recomendable la contratación de un seguro contra ciberataques. Sus coberturas se agrupan en tres bloques.

Por un lado, la prevención. Esta póliza no sólo ofrece coberturas una vez ya se ha producido el ciberataque, sino que también cuenta con una serie de herramientas preventivas. En la seguridad informática la prevención es clave, así que las compañías aseguradoras implantan medidas anti-hackeo para proteger el equipo informático: aplicación antisecuestro, asistencia informática y copias de seguridad en la nube.

La aplicación antisecuestro es muy interesante porque el malware de rescate, o ransomware, es cada vez más habitual. Lo que hacen los hackers es secuestrar los datos y pedir un rescate para liberarlos. Para infectar los equipos, hacen uso de la ingeniería social para que los empleados abran archivos adjuntos o hagan clic en enlaces que parecen legítimos.

Por otro lado, la ayuda una vez se ha producido el ataque informático. Si a pesar de las medidas preventivas los hackers consiguen acceder a la información de la empresa, el seguro contra los ciberataques tiene las siguientes coberturas: asistencia informática y legal, peritos informáticos, restauración de copia de seguridad y recuperación de datos y cuentas.

Y, por último, la responsabilidad civil hacia terceros. Proteger los datos de clientes y proveedores es muy importante para cualquier negocio. Esta póliza se encarga de las reclamaciones por violación de datos, de los perjuicios por actos en los medios, de la pérdida de beneficios por paralización de la actividad y de las sanciones sobre protección de datos.

Los ataques informáticos son una amenaza que afecta al 70% de las Pymes y autónomos en España. Aunque las medidas preventivas son muy útiles, no son 100% efectivas, de forma que resulta de especial interés contar con un seguro contra los ciberataques.

En Generación Plus somos una correduría de seguros en la que podemos ayudarte a encontrar la póliza que mejor se adapta a las necesidades de tu negocio. No somos un robot comparador ni un buscador, sino un gran equipo de profesionales con formación y experiencia en el sector de los seguros.

HABLA CON NOSOTROS

Mándanos un mensaje en el formulario y te contestaremos en el mejor tiempo posible.

comparte

Publicaciones recientes

Te llamamos gratis ahora